miércoles, 26 de enero de 2011

Viajando a las antípodas

Según explica Marius Serra en "Verbalia", una antípoda es aquella palabra que tiene sentido al leerla en orden inverso cuando trasladamos la letra inicial al final. Por ejemplo "roma", al pasar la r al final y leerla al revés, es "ramo". O "majara", que se convierte en "marajá".

También se considera antípoda si la palabra, excluida la inicial, forma un palíndromo, como "monótono" o "petate" ya que, en estos casos, se cumple la misma condición al trasladar la inicial y leer al revés, solo que en este caso la nueva palabra es idéntica a la primera.

¿Se te ocurren más ejemplos de antípodas?

3 comentarios:

Claudio dijo...

Aqui van algunas :
asomabamos
bacinica
banana
batata
batuta
catarata
desatase
merecere
pacifica
revive

Juanjo dijo...

Pensando en alimentos, cumplen con la primera forma de antípodas: pera, maní, sopa, puré, berro...
Y con la segunda forma: banana, coco, papa, patata, batata, pororó, kiwi, pollo...

Juan Luis dijo...

Muy buenas (y nutritivas) sugerencias. Gracias a los dos.